Martes, 24 Octubre 2017

D Desarrollo Humano

El camino es incierto por momentos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

“En la constante búsqueda del ser interior, cada descubrimiento del sí mismo es digno de asombro y gratitud para nutrir el alma y saber que el camino a la asunción es adecuado y entonces continuar, continuar en ese saber humano”. Anastasio

Si alguien me hubiera dicho la gran satisfacción que se vive al poder plasmar ideas propias con la experiencia que otorgan los años y el desarrollo constante de capacidades humanas, seguramente todo cuanto me imaginara se quedaría lejos de la realidad pues ello es algo verdaderamente indescriptible, son sensaciones propias, individuales y que seguro estoy cada ser las vivencia de manera diferente pero con gran satisfacción, con plenitud, esa plenitud que nutren el alma y dan paz esa paz que permite voltear atrás y dar gracias por todo lo acontecido en el camino pues cada momento vivido incluyendo los actos no asertivos han proporcionado lo necesario para poder llegar hasta aquí.

El camino es incierto por momentos, aún surgen dudas,  es importante mencionar que también hay momentos de inseguridad, de nostalgia, de soledad que aún duelen como otras cosas que  están pendientes y que esperan pacientemente en el tintero ser rescatadas, plasmadas, presentadas para hacer lo propio al ser compartidas, no se trata de ser ejemplo de vida para nadie pues decía hace un momento cada vivencia es única cada ser es complementado con lo que desea y le corresponde acorde a sus acciones, es válido cometer errores y también aprender de ello y transformarlo en positivo en grandes experiencias que al ser compartidas otorguen un panorama optativo para quien se interese en estas experiencias, cada ser tiene y tendrá sus propios momentos pero al menos yo estoy seguro que he aprendido bastante de otras personas, a través de la bibliografía, de los libros con diversidad de temas y de personas cercanas a mi inclusive de quienes no me conocen  o bien de personajes ficticios que aún sin ser reales alguien les otorgó un perfil psicológico que capto mi atención en algún momento y vi riqueza abundante la cual agregué con gusto en este andar cotidiano para complementar la sabiduría de la vida.

En otras ediciones usted ha sido testigo de este sentir con respecto a la importancia que conlleva el formar nuestra personalidad y lo invaluable que resulta reconocer a todas aquellas personas que en el transcurso de nuestra vida aportan de manera consciente e inconsciente ideas, actitudes, percepciones de vida, esfuerzo, anécdotas y tantas cosas que cada ser va asociando, comprendiendo y adoptando a su personalidad aquella que al paso del tiempo se reestructura deseando que siempre se para bien, si bien es cierto que cada ser nace con características propias, la genética y la convivencia social desde temprana edad va cumpliendo esa gran responsabilidad de complementar lo que cada cual será ante el mundo

Recordemos que el entorno, la convivencia social y todo aquello que se presenta ante nuestros sentidos, nos complementan y son alternativas opcionales en las cuales cada ser es responsable de lo que desee adoptar para sí mismo, es cuando considero adecuado rescatar esos momentos (volver al pasado solo un instante para valorar positivamente todo lo acontecido), encontrando en ellos las sanciones recibidas que ahora rigen una conducta que aporta respeto a los demás y a sí mismo, la sonrisa y estado de ánimo agradable de nuestros abuelos a pesar de las dificultades o carencias que hayan enfrentado en esos momentos, la ilusión de nuestros padres por hacer de cada uno de nosotros seres de bien, las miradas afligidas y al mismo tiempo emocionadas de nuestros padres al vernos crecer y a veces no entender que las necesidades personales iban cambiando, de ser testigos como dejaban de ser nuestros héroes solo por un momento mientras salíamos al mundo queriendo conquistarlo y que al paso del tiempo con la experiencia lograda reconocerlos como los súper héroes que siempre serán para cada uno de nosotros pues toda la experiencia y sentimientos recibidos al exterior nunca serán suficientes como el cariño que ellos nos otorgaron o mejor aún nos siguen otorgando al vernos realizados y felices por lo obtenido.

Cada una de esas experiencias externas, los autores que hemos leído, cada historia que acumulamos en nuestra memoria y que enriquece nuestros conocimientos, la risa de aquellas personas que nos han acompañado en el camino, la manera en cómo nos ofrecen su cariño y sentimientos, aquellas palabras a veces tan sencillas pero con gran sentimiento, respeto y amor que han hecho de nuestro andar la mejor de las experiencias en el camino, aquellas palabras de aliento que nos impulsan a seguir con mejores bríos, cada una de estas acciones que ahora con satisfacción se plasman en nuestros rostro iluminándolo con aquella hermosa luz que solo un ser feliz puede proyectar; que usted otorga en cada una de sus sonrisas

Es momento de vivir y ser felices en cada paso que acompañe este avanzar por la vida, es momento de continuar complementándose y complementando la vida de sí mismo y la de los demás siempre en cada momento sin olvidar que es verdad que somos seres únicos creados con muchos pedacitos de los demás y ello nos convierte en pieza clave del cosmos en donde entonces cada ser es indispensable en esta maravillosa creación que es la vida; ¡vivamos pues!

Soy Anastasio Díaz Meléndez y es un placer estar en comunicación con usted; hasta la próxima semana (246 122 43 18).

 

 

Noticias de Tlaxcala

Esta información es producto de la recopilación de los hechos suscitados en la región. Esta revista informativa es solo un medio de comunicación, los editores se deslindan de cualquier responsabilidad sobre la veracidad y legitimidad de los mensajes o contenido.

Correo electrónico: contrastetlax@gmail.com

Zacatelco, Tlaxcala